Doctor Carlos Guarner: “Se están evaluando nuevos indicadores de calidad como la tasa de detección de un segundo o tercer adenoma después de detectar el primero”

colonoscopia.jpg

Esta semana celebramos la III edición de #ElsevierAEGTalks, una serie de “Talks centrados en Gastroenterología y Hepatología”. En esta ocasión, expertos nacionales e internacionales debatirán sobre “Calidad en Colonoscopia”, y  con el objetivo de poder adelantar conocimientos y poner en contexto antes de la actividad, hemos hablado con el doctor Carlos Guarner, del Hospital San Pau de Barcelona.

  • ¿Qué indicadores nos pueden determinar una buena endoscopia de calidad?

Se han estudiado múltiples variables que nos pueden ayudar a autoevaluar la calidad de las endoscopias en nuestros centros. Los más estudiados hasta el momento son la tasa de detección de adenomas, la tasa de intubación cecal o el tiempo de retirada del endoscopio. Además, existen otros elementos muy importantes antes y después de la endoscopia. Entre ellos el consentimiento informado, la preparación de la colonoscopia, la calidad del informe endoscópico y la vigilancia post polipectomía.

  • ¿Son estos indicadores precisos y suficientes? ¿Existen nuevos indicadores?

Todos los indicadores tienen sus limitaciones. Actualmente se están evaluando nuevos indicadores como la tasa de detección de un segundo o tercer adenoma después de detectar el primero. A pesar de las limitaciones de todos los indicadores, aún sin tener uno o varios indicadores perfectos, el mero hecho de monitorizar o tener en cuenta estos parámetros ya suele mejorar por sí mismo la calidad de las endoscopias que realizamos.

  • ¿En qué casos está indicada una colonoscopia de calidad?

A pesar de que el concepto de colonoscopia de calidad se ha desarrollado a partir de los programas de screening, debemos intentar aplicar todos los parámetros de calidad en la mayoría de las colonoscopias que realicemos. En algunos casos de colonoscopias urgentes o con indicaciones muy específicas, estos parámetros no serán aplicables, pero esto sucede un porcentaje muy pequeño de las exploraciones.

  • ¿Qué riesgos existen si la colonoscopia no se realiza correctamente?

Los riesgos habituales de la colonoscopia son bien conocidos, especialmente el dolor abdominal post-exploración, la perforación o la hemorragia. De especial interés en los programas de screening (aunque también en otras indicaciones), es la aparición del cáncer de intervalo.

  • ¿Qué es el cáncer de intervalo?

El cáncer de intervalo es aquel que se diagnostica en el periodo de tiempo que transcurre entre una colonoscopia y la siguiente exploración programada de vigilancia (bien sea una colonoscopia o un nuevo test de sangre oculta en heces.

  • ¿Se emplea de igual manera el cribado en España y en Latinoamérica?

La implantación de los programas de cribado en nuestro medio ha sido muy variable en función de las distintas comunidades autónomas o incluso en diferentes áreas de las mismas comunidades. Aunque de manera progresiva, en muchas partes de España vamos disponiendo de programas poblacionales que invitan a participar toda la población que se ha elegido como candidata al screening (generalmente entre los 50 y los 69 años). En Latinoamerica, las limitaciones económicas y de los sistemas de salud no han permitido la implantación de programas poblacionales, aunque sí que existen programas específicos locales más de tipo oportunista que están permitiendo evaluar progresivamente a un mayor número de pacientes.

  • ¿Debemos sedar a un paciente para realizar una colonoscopia? ¿Qué tipo de sedación es la más indicada en cuando se va a realizar una colonoscopia?

La sedación debería ser ofrecida a todos los pacientes antes de una colonoscopia de cribado de cáncer colorectal. La sedación se asocia a una mayor satisfacción del paciente y permite una colonoscopia de mayor calidad, puesto que normalmente permite una probabilidad de intubación cecal y a un aumento de la detección de pólipos.

Los datos sobre eficacia, recuperación y complicaciones sugieren que el propofol debería preferirse al midazolam, aunque deben tenerse en cuenta las características del paciente, el procedimiento a realizar, la formación del personal y el equipamiento y estructura disponibles. Es importante destacar que el perfil de seguridad de la sedación con propofol administrado por no anestesistas es elevado y equivalente a la sedación con benzodiacepinas en términos de hipoxemia, hipotensión y bradicardia en la colonoscopia.

Share
Tweet
Share
Share