Tuberculosis, una batalla que ya tiene fecha de caducidad: año 2035

TUBERCULOSIS-1.jpg

Cada 24 de marzo el planeta dedica sus 24 horas para recapacitar sobre uno de los caballos de batalla de nuestros sistemas de salud. Con el Día Mundial de la Tuberculosis (TB) se pone el foco en los 1,5 millones de muertes que se producen en todo el mundo relacionadas con esta enfermedad infecciosa.

Estrategia ‘Fin de la Tuberculosis’

A esta batalla en pos de la seguridad sanitaria mundial la Organización Mundial de la Salud (OMS) ya la ha puesto una fecha de caducidad: 2035. El objetivo de la OMS es poner fin a la epidemia antes de esa fecha.

La TB, la TB asociada a la infección por el VIH y la TB multirresistente siguen representando una amenaza y la estrategia ‘Fin a la Tuberculosis’ se presenta como el arma definitiva. En este informe se detallan los pasos a seguir por todas las partes implicadas en este proceso para diseñar una atención mucho más centrada en el paciente, generar reformas audaces en las políticas y los sistemas sanitarios mundiales y apostar por una intensificación de las investigaciones.

Capítulos hacia una erradicación

La estrategia ‘Fin a la Tuberculosis’ se ha marcado la siguiente hoja de ruta para los próximos años.

  1. Para 2035, reducción de la mortalidad por TB en un 95% en comparación con 2015.
  2. Para 2035, reducción de la tasa de incidencia de TB en un 90% en comparación con 2015.
  3. Para 2035, que no haya familias que tengan que hacer frente a gastos catastróficos debido a la TB.

Sobre estas líneas os dejamos una infografía elaborada por nuestra embajadora, Cristina Soria.

También te puede interesar:
Todo lo que necesitas saber sobre el virus de la Gripe

¿Y si tu paciente te dijera que ya está muerto? 

7 tipos de sutura que todo estudiante de medicina debe conocer

#BacteriaCards Todo lo que necesitas saber sobre la Helicobacter Pylori

Manual de estilo para estudiantes de Medicina en redes sociales

Marfan, el síndrome de las mutaciones incurable

6 claves para aprender a interpretar el electrocardiograma

Share
Tweet
Share
Share