Efecto de la temperatura sobre la función cardíaca

SLM-BTU-RLAM-Infografia-Guyton-and-Hall.jpg

Los primeros años de la carrera de Medicina son claves. Por ello te invitamos a formar parte de MyPath Elsevier. Aquí encontrarás cápsulas informativas, talleres impartidos por expertos, guías con las mejores técnicas de estudio o consejos infalibles para cuidar tu salud. Todo lo que necesitas (y algo más) para aprender a trazar tu propio y exitoso camino en la Medicina. ¿Te apuntas?

A lo largo de este mes de febrero y marzo os estaremos compartiendo contenidos de interés en forma de infografías, artículos, tutoriales o sesiones online. Una primera muestra de este programa de apoyo formativo es esta interesante creatividad + apuntes sobre los efectos de la temperatura en la función cardíaca, basada en una de esas obra que no pueden faltar en tu biblioteca: Guyton & Hall. Tratado de fisiología médica.

Temperatura y función cardíaca

El aumento de la temperatura corporal, como ocurre durante la fiebre (Causas de origen desconocido de la fiebre), produce un gran aumento de la frecuencia cardíaca, a veces hasta del doble del valor normal (ver infografía). El descenso de la temperatura produce una gran disminución de la frecuencia cardíaca, que puede disminuir hasta solo algunos latidos por minuto cuando una persona está cerca de la muerte por hipotermia en el intervalo de temperatura corporal de 16 °C a 21 °C. Estos efectos probablemente se deben al hecho de que el calor aumenta la permeabilidad de la membrana del músculo cardíaco a los iones que controlan la frecuencia cardíaca, acelerando el proceso de autoexcitación. La fuerza contráctil del corazón con frecuencia se incrementa transitoriamente cuando hay un aumento moderado de la temperatura, como ocurre durante el ejercicio corporal, aunque una elevación prolongada de la temperatura agota los sistemas metabólicos del corazón y fi nalmente produce debilidad. Por tanto, la función óptima del corazón depende mucho del control adecuado de la temperatura corporal.

Fisiología de corazón

El corazón está formado por tres tipos principales de músculo cardíaco: músculo auricular, músculo ventricular  y fibras musculares especializadas de excitación y de conducción. El músculo auricular y ventricular se contrae de manera muy similar al músculo esquelético, excepto porque la duración de la contracción es mucho mayor. No obstante, las fibras especializadas de excitación y de conducción del corazón se contraen solo débilmente porque contienen pocas fibrillas contráctiles; en cambio, presentan descargas eléctricas rítmicas automáticas en forma de potenciales de acción o conducción de los potenciales de acción por todo el corazón, formando así un sistema excitador que controla el latido rítmico cardíaco.

Referencia: Unidad III: El corazón. Guyton & Hall. Tratado de fisiología médica, 13ª ed.

Obra también disponible en ClinicalKey Student, la plataforma de formación interactiva para profesores y estudiantes de Medicina. Saber más: http://bit.ly/CKS_Medicina


Share
Tweet
Share
Share